Cuando llega el frío existen en el recetario guisos, caldos y sopas que reconfortan. El cocido es una de estas recetas. Puede parecer que es complicado de elaborar, sin embargo es una preparación perfecta para “olvidarse” de ella mientras se cocina lentamente. En España, el cocido se ponía en las casas bien temprano. En Madrid era costumbre hacer cocido los sábados, ya que era el día destinado a realizar una limpieza general de la casa, y la forma lenta y “despreocupada” de hacer este plato permitía no tener que estar pendiente de la comida durante 4 horas. Se trata pues de una receta muy recomendable para elaborar ese día que queráis organizar la casa un poco más en profundidad y además, el aroma a hogar que desprende mientras se cocina es insustituible en invierno.

03033-Cocido-completo

 

Por otro lado, el cocido tiene la ventaja de ser un plato que puede solucionar otras comidas y cenas, ya que con el caldo que sobre se puede hacer sopa otro día, así como preparar croquetas con la carne que haya quedado o elabora un hummus con los garbanzos que no se hayan tomado ese día.

Para elaborar un cocido clásico compartimos con vosotros la receta que elabora nuestra directora, Rita Cifuentes, que además de ser Home Economist es Chef de cocina. Estos son los ingredientes que necesitaréis:
 1 puerro
 1 rama de apio
 1 patata
 1 zanahoria
 250 g. de garbanzos
 200 g. de carne de morcillo
 150 g. de tocino
 Un cuarto de gallina
 Una punta de jamón
 150 g. de fideos finos
 Sal

Si queréis elaborar el relleno o “bola” que se toma con la sopa, necesitaréis 100 gramos de miga de pan, 2 huevos, una cucharada de perejil picado, un diente de ajo y aceite de oliva virgen extra.

  • Para elaborar el cocido, lo primero que hay que hacer es poner los garbanzos a ablandar en una cacerola con agua caliente 12 horas antes de cocerlos. En el momento de prepararlo, habrá que poner en una olla la carne de morcillo, de pollo, de tocino y la punta de jamón yblanquear durante unos minutos. Después, se sacan en un colador y se lavan con agua templada.
  • Seguidamente, se ponen las carnes de nuevo en la olla con las verduras limpias y peladas (puerro, apio, patata y zanahoria) y se cubren de agua. Cuando empiece a hervir el agua se incorporan los garbanzos que habremos escurrido previamente del agua donde han estado en remojo.
  • En este momento, hay que dejar que el cocido se vaya haciendo lentamente y que sus ingredientes vayan soltando su sustancia. El cocido estará listo cuando los garbanzos estén blandos, momento en el que probaremos el punto de sal del caldo y añadiremos la sal que sea necesario. Si durante la cocción se consume mucho caldo no os preocupéis, se puede añadir agua hirviendo y dejar que siga cociendo.
  • Si queréis elaborar el relleno, conviene prepararlo unos 30 minutos antes de retirar el cocido del fuego. Para ello, tan sólo tenéis que desmigar el pan, añadir el perejil picado, el ajo triturado y los huevos batidos. Se mezclan bien los ingredientes y se fríe en un fondo de aceite a modo de tortilla, que una vez hecha se pone a cocer junto con los garbanzos.
  • Por último, se retira del fuego el cocido, se cuela el caldo y en una cacerola limpia se cuecen en él los fideos unos minutos.

Invitar en casa a tomar un cocido es una idea magnífica. Para ello, si tenéis una vajilla buena y completa, no dudéis en poner la sopa en la sopera y la carne y los garbanzos juntos en una bonita fuente, así como las verduras y el relleno en otra para que los invitados puedan servirse lo que deseen. Os aseguramos que no olvidarán ese día.

Podemos utilizar cookies para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su posible uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies. To find out more about the cookies we use and how to delete them, see our privacy policy.

  I accept cookies from this site.
EU Cookie Directive plugin by www.channeldigital.co.uk